13.12.04

Mis muy más mejores amiguitos: Nerón

Nerón es uno de mis muy más mejores amiguitos y, como yo, sabe lo que es ser un perro callejero a la fuerza, pues a Nerón lo abandonaron en mi barrio unos desgraciados humanos.

Rápidamente nos hicimos amiguitos. Yo le expliqué cómo hay que hacer para que lo adopten a uno: dar mucha pena, hacer mucho la pelota a los humanos, seguirles a todas partes y, en definiva, hacer lo que los humanos llaman "política de hechos consumados". Es decir, debe comportarse como si fuera su perrín de toda la vida, para que así les haga más gracia y le adopten. Por supuesto, aunque se tenga hambre y frío, también hay que mostrarse muy simpático a todas horas.

Yo hasta le dejé comer de mi comida y beber de mi agua cuando mis humanos se despistaban un poquito y dejaban la puerta abierta. "Ehhh, ven, entra, entra, que ahora no miran".

El problema es que, aunque Nerón es uno de mis muy más mejores amiguitos, había un consejo con el que tuve que llevar cuidado. Sí, me refiero a que él daba tumbos de una casa a otra, pero lo que debía hacer era elegir una familia concreta, y centrar todos sus esfuerzos en ella.

El problema es que me parece que eligió la mía. Y claro, yo lo quiero mucho, pero mis humanos son míos y sólo míos, y ese consejo no se lo dí, no fuera a quitarme mis humanos. Perro sí, pero pardillo no.

Así, aunque lo de dispersar la atención entre varias familias retrasó la adopción, al final lo conseguimos.

Ahora se ha convertido en el primo de mi novia Carta, y viene de vez en cuando de visita. Aprovechamos esos ratos para recordar aquellos tiempos en los que nos acompañaba a mi humano y a mí a dar los paseos, en los que jugábamos a las peleas y a las carreras. Claro, entonces yo le ganaba siempre, porque el pobrecín estaba algo débil por la vida del perro callejero. Pero ahora el tío puñetero corre y pelea un montón. Pero nos lo pasamos muy bién él, yo y Carta.

Lo que no me termina de gustar son las confianzas que se está tomando con mi novia Carta, a ver si me voy a tener que poner celoso o algo...


Mi amiguito Nerón
Con mi amiguito Nerón juego a las peleas y las carreras

1 comentario:

Chavalina dijo...

Lleva cuidado que es muy guapo ese Nerón...
Bueno, más bien es como un negativo tuyo jejeje.